viernes, 22 de mayo de 2015

Pogba podría ser un fichaje perfecto si tenemos memoria

Foto / Getty Images

Dicen que quien no conoce la historia está destinado a repetir errores del pasado. Creo que es un dicho totalmente certero, y para el 'post' que voy a realizar me viene perfecto. Y es que nos estamos olvidando demasiado rápido de cuestiones importantes por las que el Barça no sólo ganó siendo el mejor equipo de todos los tiempos, sino por las que aún sigue ganando con bastantes jugadores de aquella época que deberían estar muy acomodados.

Me refiero a la cantera. Cuando se apuesta por la cantera, no sólo obtienes beneficios como el no pagar traspaso, el pagar fichas posiblemente más bajas por ser jugadores casi siempre menos mediáticos o que ya entren al equipo con una formación táctica importante que difícilmente los que vienen de fuera van a tener. Los de casa "sienten los colores" y esto que puede parecer una estupidez es una cuestión clave para que un equipo y sus éxitos tengan continuidad.

Ya pueden besar la camiseta todo lo que quieran, que hay determinados jugadores que no sienten nuestra camiseta, ni la del Real Madrid, ni la de cualquier equipo europeo al que vayan. Hoy hablamos de salarios multimillonarios y los jugadores viven en una nube donde de ética, moral y sentimientos se entiende poquito. No hay más que ver cómo actúan los Mendes, Sheyluk o Raiola. Son representantes cuyo éxito es hacer que el jugador al que representan sea traspasado cada vez por más dinero para obtener ellos la máxima comisión posible.

Cuando fichas a ese tipo de jugadores, tienes que tener claro el riesgo al que te sometes. El riesgo de que ganas la Champions en 2006 y el Balón de Oro y en cuestión de 12-24 meses, la definición de las abdominales desaparece, la resistencia y explosividad física... Le pasó a Ronaldinho y le va a pasar a más futbolistas, a pesar de que Messi y Cristiano Ronaldo - en parte posiblemente gracias a esa rivalidad mútua - sean la excepción.

Lo primero es que los futbolistas no tienen un aguante físico eterno. Lo segundo es que cuanto más dinero y menos conexión tengas con el campeonato y equipo en el que estás, más fácil que a poco que destaques comiences a dejarte llevar. Ni que decir tiene que Neymar entra dentro de ese grupo de jugadores, aunque para nuestra esperanza está el hecho de que todavía está muy eclipsado a nivel mundial tanto por Cristiano Ronaldo, como sobre todo por Messi.

Pogba, un fichaje que futbolística y mediáticamente es perfecto


Desde luego Pogba es un jugador para gastarse un dineral. Nos viene bien para la fase defensiva y ofensiva. Es joven, sería un traspaso muy mediático que favorecería al club a la hora de estar en el primer plano y esto siempre supone la simpatía de 'sponsors' dispuestos a desembolsar más dinero.

El problema es que Pogba "es de Raiola". Empezó dejando tirado al Manchester United y desde que llegó a Turín no ha hecho más que dejar claro que estaba ahí "de paso", que en cuanto llegara una oferta espectacular tocaba marcharse porque había que hacer negocio.

Es un peligro este tipo de jugadores por este tipo de representantes, y si tienes a uno o dos - como en la época de Guardiola tuvimos a Toure e Ibrahimovic - pues bueno, es fácil llevarlo, pero cuidado con tener a Alves, Pogba, Neymar, Messi y además jugadores "de casa" que ya lo han ganado todo y pueden llenar el saco todavía más en 15 días - ojalá -.

Sacarles el máximo rendimiento y venderles en su momento álgido, la solución


Para mí existe sin embargo una solución, pero es una solución poco creíble. La solución es que cuando lo ganes todo, vendas al jugador ahorrándote una ficha multimillonaria, consiguiendo una cantidad impresionante de dinero con el traspaso y adquiriendo un nuevo crack que venga con ganas.

Es poco creíble, porque si acabas de ganarlo todo, la gente no tiene memoria y ya vuelve a creer que con lo que tienes se puede ganar y no quiere que se venda a nadie. Es como creer que si ganamos Copa y Champions, los jugadores que tenemos, sin dar salida a casi nadie y sin dar entrada a casi nadie, van a esforzarse igual la próxima temporada que en la actualidad... Ciencia ficción.

Primero es que sus músculos van a estar 365 días más quemados y segundo que su estado emocional por tantos partidos y tantos éxitos, va a estar lejos de la condición adecuada. No son robots, no pueden vivir al margen de la realidad. Esto no es una crítica, esto es un análisis de la realidad que se vive en el fútbol desde tiempos inmemoriales. O te renuevas en el momento adecuado, o prepárate para hacer dos años el ridículo como el Barça de Rijkaard - y menos mal que vino Pep - o qué decir del Milan que dejó Ancelotti y al que salvó muchísimo Allegri, porque de no ser por él, ya se está viendo donde estaría.

Conclusión


Así las cosas, yo dejo claro que no me gusta la idea de cambiar nuestro proyecto e ir de "la cantera" a "las estrellas mediáticas". Si se mantiene nuestra idea futbolística y se ficha en base a las necesidades tácticas del equipo antes que las "mediáticas" entonces estoy bastante tranquilo, pero siempre y cuando aprendamos de la historia, tengamos memoria y nos quede claro que con esa filosofía, o echamos rápido a jugadores viciados o acabamos arruinados.

jueves, 21 de mayo de 2015

Xavier Hernández, así viví yo, la historia del maestro


Que en el fútbol a veces no todo es negro o blanco me ayudó a entenderlo Xavi. ¿Cuántas veces abré rajado yo de Xavi desde que Van Gaal decidiera en 1998 hacer que formara parte del primer equipo? Desde luego fueron innumerables las ocasiones.

Obviamente no estaba ciego. Que Xavi tenía una calidad técnica extraordinaria y ciñéndonos a cuando él tenía la pelota, lo que hacía lo hacía muy bien, lo veía yo y cualquiera. Incluso quienes no supieran demasiado de fútbol. Pero es que por aquella época a pesar de que un servidor aún no llegaba ni a la mayoría de edad, ya no miraba el fútbol fijándome solamente en el jugador tiene la pelota, sino en el rendimiento general del jugador para con el colectivo y el plan de juego del entrenador.

Xavi fue un auténtico lastre en los planes de los equipos que llegaron tras Van Gaal. Serra Ferrer, Rexach, Van Gaal, Antic y Rijkaard durante medio año, tuvieron inmensos problemas para conseguir equilibrio táctico con Xavi en el terreno de juego. Un centrocampista que casi no hacía goles y que defensivamente era prácticamente inexistente, no ayudaba obviamente a construir algo sólido y es de ahí de donde nacían mis críticas.

martes, 19 de mayo de 2015

Kovacic sería el mejor fichaje de esta Directiva


Algunos de los mejores momentos de Kovacic esta temporada

No sé si es petición de Luis Enrique, si realmente esta Comisión Técnica que han creado parece que nos va a dar buenas cosas dejando a la Directiva fuera de la cuestión de fichajes, o simplemente "pura suerte". La realidad es que a Kovacic le sigo desde que el Inter le fichara en el mercado invernal de la temporada 2012-13 con tan sólo 18 años.

Es un futbolista de una calidad técnica impresionante y una enorme visión de juego que además ha madurado mucho bajo las órdenes de Mazzarri, quien fue su entrenador durante toda la 2013-14 y durante parte de esta 2014-15 donde de manera muy poco inteligente, los dirigentes del club 'nerazzurri' se cargaron un proyecto en el que apostaron a medias - le dieron tiempo, pero nunca los jugadores y condiciones que Mazzarri, grandísimo técnico aunque muy criticado en Italia como siempre por caer mal a los medios con contestaciones honestas (ya se sabe, hay que mentir para quedar bien y que te digan lo humilde - cínico - que eres)

Mazzarri no le dejó jugar lo que a él le gustaría, sobre todo en la 2013-14. En este inicio de la 2014-15 parecía que entraba más y que iba a tener un papel importante con él, pero no le dejaron. En la actualidad con Mancini está jugando con alta frecuencia y a un muy buen nivel, tanto que cuesta creer que el Inter que invirtió una buena cantidad de millones en él, vaya a desprenderse de él por menos de 25-30 millones de euros, por mucho que el jugador pueda presionar porque el Inter no va a jugar siquiera la 'Europa League' la próxima temporada - salvo sorpresa en las dos últimas jornadas -.

lunes, 18 de mayo de 2015

Y para 'Sport' el Barça ganó "por la conjura del vestuario"...

Foto / EFE

Luis Enrique al parecer no tuvo nada que ver. Es curioso. Cada victoria el año pasado iba acompañada de alusiones al "Tata" Martino. Incluso aquellas repletas de una "flor" escandalosa como el 1-4 en el Pizjuán, el 0-2 en Manchester ante el City, el 2-0 en la ida de Copa ante la Real Sociedad donde el árbitro con 0-0 no señala un penal y expulsión que nos hubiera dejado prácticamente fuera de la final. Parecía la web no oficial del "Tata" y se intentaba asegurar que tenía un mérito enorme la temporada que estaba haciendo el técnico argentino al que, una vez más lo digo, jamás podré valorar como entrenador, porque aquí no hizo ese papel, sino única y exclusivamente de "Queiroz", o sea, dejar hacer a los jugadores lo que les daba la gana, lo cual fue la razón por la que desde el principio vaticiné que no se iba a ganar nada con bastante seguridad, las únicas dudas que tenía venían porque el nivel del fútbol español y europeo estaban bajando tanto que quizás a poco que apretáramos nos daba para ganar algo, y de hecho faltó poco para ganar Liga y Copa, pero en el momento decisivo no pudimos ser mejores ni que un Real Madrid repleto de deficiencias al que le pusimos la Champions y la Copa en bandeja, ni que un Atlético que era claramente más equipo que nosotros a pesar de que realmente contaron con una ayudita arbitral de última hora para ganar la Liga.

domingo, 17 de mayo de 2015

Atlético 0-1 Barcelona. Los auténticos reyes de los últimos 25 años

Foto / EFE

No podía ser de otra manera. Con una genialidad de Messi se conquistó la Liga en el Vicente Calderón a falta de una jornada por disputar y a pesar del importante doble rasero arbitral que existió durante toda la temporada y que en la tarde de hoy volvió a exhibirse al no señalar dos claros penales en la primera parte a favor del Barcelona.

Por fortuna no hubo que lamentarlo. Luis Enrique supo tocar las teclas adecuadas emocional y tácticamente para rearmar a unos "viejos rockeros" que intentan seguir dando guerra hasta el último momento, y suman para el Barcelonismo la 23ª Liga de la historia.

Supone esta Liga la 7ª en las últimas 11 temporadas. Son 7 desde que Rijkaard encontró la tecla en Febrero de 2004 y posiblemente si la hubiera encontrado un poco antes hubieran sido 8 de 11. En las otras, dos de ellas se escaparon in-extremis - temporadas 2006-07 y 2013-14 -, otra de manera desastrosas - 2007-08 - y otra de forma muy polémica por el 'mobbing' arbitral realizado desde Madrid que condicionó demasiado el campeonato 2011-12.

Son 7 Ligas para el Barça, sólo 3 para el Real Madrid y 1 para el Atlético. Una hegemonía incuestionable a pesar de los escandalosos desembolsos económicos de Florentino Pérez. Son 13 de las últimas 25 Ligas - a pesar de Gaspart - contra 7 del Real Madrid, 2 del Atlético, 2 del Valencia y una del Deportivo de la Coruña.

sábado, 16 de mayo de 2015

Atlético - Barça. A por el triplete

Foto / EFE

Posiblemente sea el partido más complicado de toda la Liga junto con ir al Bernabéu. Necesitamos ganar para ser campeones y eso es una presión añadida aunque sabemos que hay margen y que si fallamos como mínimo tendremos un nuevo intento ante el Deportivo de la Coruña en el Camp Nou, pero obviamente el día donde hay que intentar ser campeón es mañana.

En el Vicente Calderón ganamos 2-3 en el partido de vuelta de Copa, pero creo que es un partido que no podemos tomar como referencia. En ese partido, el Atlético salió mucho más al ataque de lo que acostumbra y este Domingo realmente le basta el empate para sellar su 3ª posición que da acceso directo a la Champions League, con lo que muy probablemente nos encontremos con la versión más defensiva y especuladora del Atlético de Madrid, ante la que necesitaremos los dos ingredientes más clásicos en esas circunstancias:

1-Un inmejorable nivel de concentración
2-Una inagotable paciencia