martes, 29 de julio de 2014

Iniesta no debería librarse tan fácilmente de las críticas...

Foto / AFP

Si pretendemos funcionar al máximo nivel, es una obligación analizar la realidad del equipo sin sentimentalismos hacia los jugadores. El 'post' de hoy tengo claro que es impopular. Iniesta gusta por su estilo de juego y por su actitud de niño bueno, pero creo que va siendo hora de que alguien diga que además de llevar dos años ofreciendo un nivel bastante por debajo de lo ofrecido con Guardiola, ya ha alcanzado los 30 años y a diferencia de Xavi, él sí necesita bastante más tener un alto nivel físico para ofrecer su mejor versión.

Obviamente no me refiero a fuerza, sino a velocidad. Su calidad técnica no es lo único que le permite realizar los fantásticos desbordes y conducciones con los que nos ha deleitado desde 2002 cuando debutara en el Barça con Louis Van Gaal en el banquillo. También lo es su gran arrancada y buena velocidad en carrera. De momento parece conservar esa velocidad, pero lo que no le vi conservar fue la capacidad para apoyar en defensa al nivel de intensidad que lo hacía antes, y de nuevo tengo que matizar. No digo que Iniesta se haya caracterizado por realizar derroches en la presión o en la basculación defensiva, pero sí ha bajado su implicación en las coberturas cuando el equipo bascula y también ha bajado su intensidad en la presión.

Sin embargo, lo que más me disgusta es que como ya dije desde el partido de la vuelta de la Supercopa de España ante el Real Madrid en la 2012-13, Iniesta sin Guardiola, ha vuelto a la "era Rijkaard". Abusando de la conducción, jugando con muchísima más libertad y rozando casi el anarquismo táctico. A Guardiola le costó más de media temporada conseguir "ordenarle" para poder conjuntarle con Xavi y hacerles jugar juntos en el centro del campo adecuadamente - hasta Marzo de 2009, Xavi e Iniesta sólo jugaban juntos en el centro del campo en los partidos de casa -.

Guardiola le enseñó a jugar mucho más fácil. A ser un auténtico genio en el juego de posición, casi tanto como lo es Xavi, y entre ambos consiguieron llevar al Barça a un nivel de eficacia y plasticidad nunca antes alcanzado. Sin embargo, con el paso de los años y de los éxitos, parece que la disciplina se ha ido perdiendo, que Iniesta juega más al fútbol para "divertirse" que para competir, y con unas cuantas jugadas individuales de mérito, ya tapa todas las deficiencias tácticas que su juego está volviendo a arrastrar en los últimos tiempos.

El centro del campo siempre ha sido clave en el fútbol y en nuestro equipo, con la filosofía de juego que tenemos, basada en transiciones largas y en conseguir que sean muy ordenadas, tiene todavía más importancia. Por ese motivo, es fundamental que Iniesta sea el mejor Iniesta. De nada servirá corregir unas cuantas cosas, si en otras seguimos "patinando" y desde luego creo que va siendo hora de que alguien le pegue un toque de atención a Iniesta. Porque es muy gracioso que se diga que "es normal que critiquen a Messi, porque cuando no se gana, se culpa a los mejores", mientras a Iniesta no se le ha culpado de nada, ni en el 1-3 de Copa ante el Real Madrid de la temporada 12-13, ni en el 4-0 de Münich, ni en tantos otros partidos donde su nivel de implicación defensiva y en el trabajo sin balón o sacrificio táctico - vamos, justamente lo que ayer comentaba que era necesario recuperar para poder ser el mejor Barça, concentración que pasa por tener la máxima humildad -, se le ha cuestionado lo más mínimo, mientras a jugadores como Messi o Xavi, se le ha dado hasta en el carnet de identidad.

lunes, 28 de julio de 2014

La dificultad para recuperar la humildad, y por tanto para ser el mejor Barça

Foto / EFE

Independientemente de los jugadores que pudieran llegar, el Barça cuenta con una plantilla y herencia futbolística - filosofía de juego y perfiles de jugador muy definidos tanto en lo técnico, como en lo táctico, físico y "humano" - adecuadas para luchar por conseguir los tres títulos, y una temporada sin conseguir ninguno de los tres, sí o sí será un fracaso, pero hay maneras y maneras de fracasar.

Se puede fracasar incluso ganando títulos, como fue el caso del Barça de Tito Vilanova, o de la última temporada de Guardiola en la que se ganaron cuatro títulos - de los "grandes" sólo la Copa, pero una Copa ganada de manera brillante -. Títulos en mano, esas temporadas no se pueden calificar como un fracaso, pero sí por el nivel de juego exhibido en momentos importantes.

Como bien apuntó Guardiola en su día, tras fallar ante el Chelsea y el Real Madrid en la misma semana, era evidente que algo fallaba y tocaba hacer cambios. No era un desastre el equipo, y por ello pudo ganar con autoridad una meritoria Liga con Tito Vilanova, pero los fracasos en Copa ante el Real Madrid y en Champions ante el Bayern, fueron todavía más clamorosos que los padecidos en la campaña anterior contra Real Madrid y Chelsea.

sábado, 26 de julio de 2014

Fichar a Cuadrado manteniendo a Alves sería un estrepitoso error

Foto / uefa.com

En base a nuestra filosofía de juego y esquema, Cuadrado tiene que venir para hacer las diferencias como lateral/carrilero. Es un rol que se adapta perfectamente a sus características como ya ha demostrado tanto con Montella, como en determinados partidos con Pekerman - cuando recurrió a defensa de tres con dos carrileros - y para el que está más capacitado que la inmensa mayoría de laterales/carrileros diestros del fútbol mundial.

Que también pueda actuar como extremo es positivo, pero deja de serlo si se le ficha para no tener posición fija porque el club decide no vender a Daniel Alves impidiendo que Cuadrado se mentalice de que la función de ofrecer intensidad en la presión y vaciarse subiendo y bajando la banda, es la que va a tener que realizar.

miércoles, 23 de julio de 2014

El coste es demasiado elevado, pero Mathieu es un buen fichaje


Finalmente, llega un central al Barcelona. Es Mathieu y lo hace a cambio de 20 millones de euros que se lleva el Valencia, quien salió victorioso en la negociación, ya que consiguieron provocar que el Barça pagara hasta el último céntimo de lo que exigían desde el principio.

Por un jugador que va hacia los 31 años de edad, 20 millones de euros son muchos, para mí demasiados, pero también hay que decir que Mathieu es un gran jugador que espero pueda adaptarse adecuadamente a nuestro estilo de juego.

Si bien, en el Valencia ya ha actuado como central y con importantes exigencias a la hora de sacar la pelota jugada, especialmente en las últimas dos temporadas, ya que con Emery actuó más como lateral e incluso como volante en banda izquierda.

El fichaje de James es barcelonitis en estado puro

Foto / EFE

Todavía no me lo creo. Pensaba que al final sería todo falso y por eso preferí no decir nada hasta ver su presentación, y efectivamente, es real. El Real Madrid pagará 90 millones de euros más 'bonus' - sí, yo me creo lo que digan en Francia, no lo que digan aquí, porque ya nos conocemos todos... - por James Rodríguez, que sin lugar a dudas fue la gran sensación del Mundial.

La gran pregunta sin embargo es: ¿necesitaba el Real Madrid a James? La respuesta es clara para cualquier que entienda un mínimo de esto: NO. Sólo lo necesitaba para intentar rebajar el protagonismo del Barça en el mercado con el fichaje de Luis Suárez.

martes, 22 de julio de 2014

Que Xavi se quede debería ser una buena noticia

Si las últimas informaciones son las buenas - que vete tú a saber, porque respecto a Hummels ha salido Klopp riéndose de su fichaje por el United a cambio de 20 millones de euros (esto sí es más creíble) -, Xavi Hernández se quedará en el Barça al menos una temporada más.

Terminará la temporada con 35 años, pero sigo siendo de la opinión de que físicamente puede ofrecer un rendimiento adecuado si en lo emocional está preparado para luchar por el Barça como en sus mejores momentos.

Su última temporada no ha sido brillante, pero insisto en que individualmente Xavi destaca más o menos en base al funcionamiento colectivo. Xavi es el máximo responsable de las transiciones entre defensa y ataque. Para que su labor sea adecuada es fundamental que el posicionamiento del equipo en ataque sea el adecuado, y para que esto suceda se deben dar dos condiciones:
make PrestaShop themes